Archivo del sitio

Los anillos de Saturno y órbitas de sus lunas más próximas

Saturno anillos y lunas próximas

Saturno anillos y lunas próximas. Créditos imágenes: NASA/ESA/JPL. Composición: Julio J. Díez. Pincha en la imagen para ver a tamaño real

Anuncios

La última misión de la Cassini, 22 órbitas entre Saturno y sus anillos… The Grand Finale

Una última misión, tras casi veinte años de vuelo, la sonda Cassini se acerca a su final y su último suspiro cuando forme parte del gigante anillado para siempre. Una Sonda con mayúsculas, que nos ha dejado las más bellas estampas del planeta Saturno y su numerosa familia de anillos y lunas. Para esta última aventura la sonda pasará 22 veces entre el planeta y sus anillos antes de precipitarse en su atmósfera y decirnos adiós para siempre.

Se la recordará por ser la primera en orbitar Saturno, el más singular de los planetas de nuestro sistema solar, por los numerosos estudios de los chorros o fuentes en Encélado haciendonos soñar con un nuevo lugar para encontrar vida, por como nos ha desvelado el interior de la enigmática luna Titán, atravesando su atmósfera con su compañera de viaje Huygens, primera sonda en aterrizar en una luna del sistema exterior del sistema solar. Por sus miradas a la Tierra y sus estudios de los anillos. Con permiso de las Voyager, la Cassini será por muchísimo tiempo la mejor y más fructífera sonda enviada a estudiar otro planeta. Y lo que le queda de misión es sin duda el mejor final para esta histórica e inolvidable misión. The Grand Finale:

Los otros Montes de Toledo en Jápeto

Toledo Montes en Jápeto

Los Montes de Toledo están en Toledo como su propio nombre indica, pero además, la impresionante cordillera ecuatorial en la luna Jápeto de Saturno descubierta por la sonda Cassini fue bautizada como Toledo Montes. Enormemente craterizada, lo que sugiere su antigua formación, tiene una altura máxima de 20 km, 20 km de ancho y 1.300 km de longitud, este paraíso de escaladores está en la cara más oscura de la luna y se desconoce actualmente a que es debida su formación, aunque existen varias teorías al respecto. Cordilleras ecuatoriales de este tipo únicamente se conocen además de Jápeto, en otras dos lunas de Saturno, las pastoras Atlas y Pan.

Jápeto es el tercer satélite más grande de Saturno por detrás de Titán y Rea con algo más de 1.400 km de diámetro. Orbita Saturno cada 80 días a más de 3 millones y medio de kilómetros. Sin atmósfera y con una temperatura superficial de -180ºC y -143ºC siempre muestra la misma cara al planeta, al igual que nuestra Luna.

Descubierta por Cassini en 1761, el astrónomo italiano ya supuso que podría tener dos hemisferios muy diferenciados dado que desaparecía durante la mitad de su órbita alrededor de Saturno. En efecto, Jápeto presenta dos lados diferenciados. Uno de color claro denominado Roncesvaux Terra que es el que muestra a Saturno durante su órbita y otro más oscuro Cassini Regio, que es donde se encuentra la cordillera ecuatorial denominada Toledo Montes.

El siguiente vídeo fue realizado a partir de las imágenes obtenidas por el sobrevuelo de la sonda Cassini por esta enigmática luna, en septiembre de 2007. Créditos del vídeo: NASA/JPL/Space Science Institute.

Las “rayas de tigre” de Encélado

Las grietas de la superficie del polo sur de la pequeña luna Encélado se conocen comúnmente como las “rayas de tigre”. Concretamente nos referimos a Damasco Sulcus, Bagdad Sulcus, Cairo Sulcus y Alejandría Sulcus, “sulcus” es surco en latín, y los nombres de los accidentes están relacionados con la novela Las mil y una noches. Estas fisuras podrían ser los respiraderos del oceáno global subterráneo que tiene esta pequeña luna. Tienen cerca de 130 km de longitud, 2 km de ancho y 500 m de profundidad. Tras el paso de la sonda Cassini el pasado 28 de octubre a 49 km de distancia de estos interesantes rasgos superficiales que emiten hielo y partículas desde estas cavidades al espacio o más concretamente al anillo E de Saturno, hacen suponer que el supuesto océano global podría ser propicio para la vida molecular.

Las rayas de tigre de Encélado

Las rayas de tigre de Encélado. Créditos imágenes: NASA. Composición: Julio J. Díez.

Estos “chorros” están formados por agua, dióxido de carbono, metano y monóxido de carbono, además de haberse detectado amoníaco y sales haciendo suponer que el océano podría ser salado. Se han contabilizado hasta 101 de estos géiseres en la superficie de la luna, y la potencialidad para la vida en este satélite podría ser superior que la luna Europa de Júpiter según diversos estudios, siendo por tanto uno de los lugares prioritarios del Sistema Solar para la comunidad científica internacional.

Situación, tamaño y rasgos de Encélado

Situación, tamaño y rasgos más llamativos de la luna Encélado. Créditos imágenes: NASA. Composición: Julio J. Díez.

La sonda Cassini ha realizado 21 encuentros con Encélado en su ya dilatada misión, y antes de que sea “engullida” y destruida en la atmósfera de Saturno en 2017 tendrá la oportunidad de realizar un único encuentro más, esta vez desde mucha más distancia, a unos cinco mil kilómetros de distancia, en diciembre de este año.

Nota: Sígan la página de facebook de NoSoloSputnik (facebook.com/nosolosputnik) para saber más sobre el universo y mi afición. Desde que comenzamos a publicar hace más de 2 años, unas 16 mil imágenes amplían el contenido de este blog, y es diariamente actualizado por más de 10 aficionados al cosmos desde diferentes partes del globo. ¿Qué esperan para unirse a esta gran página? ¡¡Ya somos más de dieciséis mil adictos!!.

Hasta siempre Dione!

La sonda norteamericana Cassini realizó el pasado lunes 17 de julio el último sobrevuelo cercano sobre la luna helada Dione de Saturno, a una distancia de 474 kilómetros. A falta de recibir los datos que permitan conocer mejor la estructura interna del satélite, la sonda se ha centrado especialmente en el estudio de su polo norte y de algunas zonas con una temperatura superficial mayor de la media.

Vista parcial de la compleja red de cañones y líneas denominadas

Vista parcial de la compleja red de cañones y líneas denominadas “Chasmata” de  Dione captadas por la Cassini el 17 de agosto de 2015. Créditos: NASA/JPL-Caltech/Space Science Institute

Es el quinto y último sobrevuelo de la sonda Cassini sobre el satélite, siendo el de diciembre de 2011 donde pasó más cerca de su superficie a tan sólo 100 kilómetros de distancia. Estos sobrevuelos nos han permitido conocer datos acerca de su composición, actividad interna y su superficie, donde destacan sus abismos denominados “Chasmata” ya reconocidas por la sonda Voyager. Se tratan de una gran red de cañones que cubren una zonda de más de 1000 kilómetros de diámetro con paredes brillantes, relacionado probablemente con las fuerzas de marea y la evolución orbital de la luna. También destacan sus “Lineae” o acantilados de hielo brillante, algunos de hasta 100km de altura, creados presumiblemente por fracturas tectónicas en el pasado.

Los barrancos de hielo de Dione en todo su esplendor, captados por la sonda Cassini. Créditos: NASA.

Los barrancos de hielo de Dione en todo su esplendor, captados por la sonda Cassini. Créditos: NASA.

Lejos de ser un mundo activo como la luna Encélado se cree que también expulsa vapor de agua de su interior al espacio, cabiendo la posibilidad de que tenga actividad geológica, como géiseres activos en su superficie. Dione con 1118 km de diámetro orbita Saturno a una distancia muy similar a la de nuestra Luna con la Tierra, pero eso sí, a una gran velocidad, tardando menos de tres días en dar una vuelta alrededor de Saturno y dando siempre la misma cara a éste. Fue el cuarto satélite de Saturno descubierto en la historia, realizado por Giovanni Cassini en 1684.

Infografía de los satélites helados menores de Saturno más cercanos al planeta. Imágenes: NASA. Composición: Julio J. Díez

Infografía de los satélites medianos helados de Saturno. Imágenes: NASA. Composición: Julio J. Díez

La sonda Cassini lleva orbitando Saturno desde julio de 2004 y se prevé que lo haga hasta finales de 2017, dándonos por tanto dos años más con los que deleitarnos con los increíbles datos del planeta más singular de nuestro Sistema Solar y de dos de sus lunas más interesantes Titán y Encélado. No hay previstas ninguna misión actualmente de ninguna agencia para el futuro próximo a revisitar estos mundos helados por lo que podríamos decir, no sin tristeza y también satisfacción por el poder haber sido testigos de tan exitosa misión: ¡Hasta siempre, Dione!.

Dione, con Titán al fondo captado por la Cassini a fotografiada por Cassini a 2 millones de km de distancia. Créditos: NASA/JPL.

Dione, con Titán al fondo captado por la Cassini a fotografiada por Cassini a 2 millones de km de distancia. Créditos: NASA/JPL.